Las cámaras de seguridad en el metro de Londres, captaron a una mujer que entró con su bebé en el coche. Al descuidarse un segundo para pagar el ticket, el coche del bebé se desliza y cae en las vías del metro. Por suerte, la madre reaccionó a tiempo y se lanzó a rescatarlo. Un hombre luego la ayuda a subir rápidamente con el bebé, salvándose todos de una espantosa tragedia.

Comments

comments