fbpx

Panda Bao Bao salió de su recinto de el Zoológico Nacional para jugar en la nieve – después de que varios centímetros cayeron en Washington DC el martes (6 de enero).

Es la primera vez que el cachorro panda gigante de 16 meses de edad se encontraba con la nieve. Pasó la mayor parte de la mañana dando vueltas en la nieve, y en un momento rodo abajo de la pequeña colina en las afueras de su recinto. Más tarde, el todavía enérgico Bao Bao jugó con su madre Mei Xiang.

Bao Bao, una hembra de 44 libras, es el segundo panda en la historia del zoo en vivir un año entero, ya que las especie en peligro de extinción producen diminutos y delicado descendientes que a menudo son incapaces de sobrevivir la infancia, según funcionarios del zoológico. La mayor parte de 1.600 pandas gigantes salvajes en el mundo viven en los bosques de bambú en el centro de China.

Comments

comments