La Casa Blanca anunció que el ataque es un asunto de seguridad nacional, pero aún se trabaja en encontrar quién es realmente el responsable. Violaron la cuenta de un administrador de sistemas de SONY, e hicieron lo que quisieron. La Casa Blanca lucha por definir una respuesta apropiada al ataque, pero no se puede equivocar. Una falta de respuesta, daría carta blanca para otros ataques a multinacionales y la respuesta equivocada…¿desataría una guerra?

Comments

comments