fbpx

Un elefante asiático llamado Raju, pasó toda su vida en manos de 27 dueños diferentes que lo maltrataron, utilizaron y torturaron hasta que un grupo de 10 veterinarios, 20 miembros del medio ambiente y 2 policías lo rescataron hace pocos días. Fue encontrado en un terrible estado físico y de salud, con clavos incrustados en sus patas, laceraciones en su piel, y desnutrido al punto que comía papel y plástico que encontraba en la calle. Su dueño lo utilizaba para pedir limosnas en la calle y al momento del rescate se opuso firmemente a soltar al animal. Según los rescatistas, fueron momentos dramáticos, ya que Raju se dio cuenta de que estaba siendo rescatado y lágrimas salieron de sus ojos. Después de 50 años, Raju camina libremente en una reserva animal donde descansa y se recupera lentamente.

Comments

comments